Saint Gabriel: Schwarz wie pech

 :: ESCRITORES :: FANFIC

Ir abajo

Saint Gabriel: Schwarz wie pech

Mensaje por Mio_kurosaki el Jue 19 Ago 2010, 10:13 pm

Bueno, al igual que "Jay's Chronicles", este fic esta basado en Saint Gabriel, esta ubicado en lo que pasa con mi personaje después de que terminara el rol... y en si, trata sobre el pasado y el presente de Vladik(mi personaje), por lo tanto no entrare en detalles de él puesto que los daré en el fic a su deteminado tiempo, espero lo disfruten y si no... pues... linchenme!! XD. Dedicado a aquellos que me acompañaron en las campañas! nxo

Notas:
//.- Flashback
=.- escritos(se daran cuenta en cuanto lo lean)
*Schwarz wie pech.- Significa negro com o la noche en aleman(no se me parecio apropiado n-nU); tambien he usado parte de lo ocurrido en campañas a manera de Flashback(agradecimientos a Bios por ello) y creo k de momento es todo... dudas y comentarios por favor markn el numero 01800449009 ext-hell's gate (XD)
--------------------------------------------------------------------------------------------
Capitulo 1: Emptyness
Rusia-Vyatka; Mansión Schwarz
La devastación del lugar era casi total; lo que alguna vez fue una prospera ciudad, ahora se había convertido en escombros y cenizas. Con suerte algunos edificios; aunque derruidos, se mantenían en pie, como aquella gran mansión, que era conocida como “La mansión carmesí”, puesto que esta estaba casi siempre cubierta en su gran parte por flores de este color. A duras penas la construcción resistió las batallas que ahí se libraron… quizá sobrevivía un 50 o 60% de esta. En el lugar el silencio reinaba, solo en algunas ocasiones esta “paz” era interrumpida por los alaridos que ambas partes del conflicto exclamaban en su lucha por el control del campo de batalla. Era cercana la media noche, todo estaba en calma, cuando el silencio se vio interrumpido por el sonido de alguien avanzando entre escombros; se trataba de un joven de cabello largo y negro con pálida tez y grácil figura. En sus brazos llevaba a una jovencita, parecía estar herida de gravedad. El joven no hizo nada más que quedarse inmóvil frente a lo que quedaba en pie del gran edificio.
-¡Monsieur! ¡Está a salvo!-Pronunció una voz femenina, sin embargo el muchacho parecía no escuchar a aquel llamado.-Monsieur Vladik!-Entonces detrás de algunos escombros, que fueran alguna vez una pared, apareció una jovencita de si acaso 18 años, era esbelta y de tez blanca y cabello rubio cenizo y corto hasta la barbilla.-¡Monsieur!...¿está bien?...¿por qué no responde?...-Dijo la chica acercándose al muchacho.-¿Monsieur Vladik?-Dijo la chica tocando el hombro del joven; el cual solo volteo a verle inexpresivamente.-¿Vladik?-
-Juliette…-Dijo el joven con un tono casi sepulcral.
-¡Oh Monsieur!, ¡Me alegra tanto verle!-Sin prestar mucha atención a la muchacha, Vladik dirigió nuevamente su mirada a la mansión, y se internó en esta. Juliette por su parte siguió a Vladik a una distancia prudente. Ambos subieron al 2do piso; o lo que quedaba de este, hasta llegar a lo que parecían ser las habitaciones de la servidumbre-¿Monsieur?-Exclamó la chica al verlo entrar a una de las habitaciones, Vladik depositó a la chica herida en la cama y volteo hacia Juliette.
-Cuida de ella… fue herida en batalla, es también un cainita…- Antes de que pudiese salir de la habitación, Juliette tomó su bolso y saco un libro el cual entregó al joven.
-El amo Akim…dejó esto para usted… dijo que usted lo estaba buscando…- Vladik simplemente tomó el libro y salió de la habitación para dirigirse hacia el balcón principal de la mansión. Era inevitable que estuviese en mal estado después de todo lo ocurrido, Vladik recordaba bien aquella noche en la que regresó a Vyatka gracias a los poderes que le había otorgado el ojiazul.
/-Sabía que sentía cerca de alguna forma mi precioso.... Veo que ha habido muchos cambios en vos.....- Decía Akim apoyado en aquel balcón.
-My lord.... perdone usted el no haber avisado mi regreso-
-No os preocupéis... de algún modo las estrellas me lo avisaban... Pero más que nada.... lo que la tierra cuenta alrededor.... -Akim volteaba para encontrarse con Vladik.... en su rostro se notaba preocupación escondida bajo una máscara de seriedad....
-¿Ocurre algo my lord?-
-Y lo compruebo al verte ahora frente a mí... Si, querido, podría decirse que voz no sois más mi chiquillo...-
-¿Qué? –
-Alguien más os ha arrebatado injustamente...-
-¿Pero de qué habla?...sigo siendo aun yo...-
-Vosotros lo sabéis.... han habido muchos cambios en vos... Aparentáis ser alguien..... Pero por dentro ya no lo sois...-
-Tal vez.... tenga razón.... pero si algo no ha cambiado en mi es mi persona.... tal vez otras cosas.... pero no yo-
-Y ahora os veo destinado junto con otros a una misión por demás "horrible"...- El vástago continúa, hace demasiado énfasis en la última palabra... como un tipo de sarcasmo.
-No lo entiendo... ¿que acaso no fue a este destino al que me mando my lord?... ¿he errado mi camino?"
-Pensaba que si al principio... En las noticias pude saber de vos.... Y la visita de esos sujetos y su actitud poco cortes me explicó que era más serio de lo que pensaba... Un grupo de cazadores con las letras "S.G.".... creo que ya los debes conocer....-
-Filipo...- Exclamó Vladik un tanto fastidiado.
-Como sea... Pero a pesar de todo ello... Hay una extraña sensación que me invade... me estremece tanto como me conforta...-
-¿Eh?-
-Algo que me dice que todo esto es lo que debe de estar pasando... Vladik... mi precioso... acércate a mi lado....-
-¿My lord?- Sin pensarlo siquiera Vladik se acerco a él, pasa a un lado de su sire, quién entonces lo invita a mirar el panorama que al principio apreció.
-Observad con cuidado...- Vladik así lo hizo, dándose cuenta de que lo que aparentaban ser luces en realidad eran llamas, Lo que parecían ser tinieblas eran nubes de escombros...Apreció que muy a lo lejos, poco después algunos edificios estaban cayendo desde sus cimientos.
-¿¿Qué fue lo que paso aquí??-Dijo el joven Toreador al observar tal espectáculo.
-El mundo gira.... precioso.... el mundo se mueve... -Y lo que más me intriga..... Míralo bien querido mío.....-
-¿De qué habla?- Akim solo se mantenía observando con sus cristalinos ojos aquel panorama de devastación.... los oídos finos podían percibir los alaridos de la gente muriendo por algún motivo aun desconocido pero sospechado para Vladik, el miró nuevamente a aquel panorama.
-En aquel ambiente tan ruin y desolado..... Hasta cierto punto.... puedo percibir algo de "belleza".... Algo me atrae de ello.... un toque de arte existe entre las cenizas y el escombro...-
-La belleza en el caos y la muerte.... Mas sin embargo.... he de suponer que era algo referente a esto ha lo que he sido enviado aquí.
-No sé muy bien sobre aquel que te controla... Pero, creo saber el motivo por el que habéis sido enviado.... Los mismos hombres que me visitaron antes me lo confirmaron...-
-¿Que fue lo que dijeron?...-
-Algo sobre evitar que llegaras a vuestra habitación.... El lugar que atestiguó vuestro "renacer"....-
-… No entiendo el por qué..... Pero supongo que algo tiene que ver con lo que he venido a buscar-
-Vladik... querido... todo lo que buscas está en ese lugar.... Y mi convicción con esta belleza me impide detenerte.... Lo que sea que encuentres ahí.... definirá posiblemente el resto de tu destino....-
-... Eso parece..... Aun así....-
-Aquí estaré........ Pase lo que pase..... Aquí seguiré viendo a las estrellas.....-
-My lord.... disculpe.... pero debo seguir con mi búsqueda..... Sin importar que pase...-/
-Siempre fuiste así…-Pronuncio Vladik-Sabias lo que podría pasar… y aún así tomabas riesgos innecesarios…Nunca logré comprenderte del todo…eras un misterio tras otro… Akim Schwarz-Vladik se mantuvo ahí, inmóvil y aguardando en silencio; como si esperase que su mentor no estuviese muerto y contestará como sólo el podría. -Humph… ¡y aquí tienes el resultado!.. ¡Te sacrificaste!.. Tu cainita de Toreador…Heredero de una rama de vampiros nobles y poderosos… ¡Te sacrificaste por mí, un simple vástago!... un mocoso nada mas…-Vladik se llevó una mano al rostro y peinó su cabello hacia atrás-¿Qué es lo que esperas de mi?, ¿De qué utilidad puedo ser ahora para el clan de la rosa?...-Por unos instantes, el joven vampiro perdió noción de si, soltando el libro que Juliette le hubiese dado antes; el cual al caer, provocó un sonido sordo. Vladik observó el libro por unos momentos, después se inclinó y al tomarlo, notó un separador el cual parecía estar colocado casi a la mitad de este.- ¿Acaso…?-Pensó, abrió el libro donde el separador estaba, encontrando un manuscrito reciente, reconoció esa caligrafía inmediatamente.
=Supongo que sospechabas que yo había tomado esto ¿verdad?... Vladik, ¿acaso olvidaste que os había pedido cambiar las pastas de esto?... Seguro… os debo una buena explicación de lo que ha acontecido recientemente, pero; mi querido, no seré yo quien te brinde las respuestas… conozco cuan curioso y habilidoso sois, y estoy seguro que saciaras vuestra curiosidad muy pronto…y… así, querido sabrás el por qué, habéis sido elegido…= Tras leer eso, el joven cainita se mantuvo ahí por varias horas, examinando una y otra vez el mensaje escrito por su Sire, quizá habría una pista que le ayudase a desenmarañar tan extraño destino. El tiempo pasó volando y colores violáceos indicaban en el cielo que el amanecer se encontraba cerca; Aún con la tenue luz que entraba por el balcón, Vladik podía sentir como lentamente, esta quemaba su delicada piel. No obstante, el no parecía preocuparse por ello; era como si no le importase en lo absoluto.
-¿Monsieur?-Llamaba Juliette-¡¿Qué cree que hace?!-Gritó la chica al verle ahí donde la luz del sol podía matarlo en cuestión de minutos. Rápidamente, arrojó sobre de él una manta que llevaba consigo-¿Ha perdido el juicio?-
-Te dije que cuidaras de la chica…-Exclamó Vladik molesto.
-¡Es usted tan…! ¡Vamos!.-La joven guió a Vladik hasta otra habitación, la cual ya había preparado para el.-Esto…. Asombrosamente, las tuberías aun sirven…debería tomar una ducha… o ese olor a pólvora y cenizas no se irá pronto de su cabello…-
-Cenizas…- Susurró Vladik mientras se quitaba la sabana de encima.-Cenizas…y polvo…-susurro de nuevo. El comportamiento del joven toreador era sumamente extraño, no como Juliette le recordaba.
-¿Monsieur… ocurre algo?- Vladik no respondía, solo, se podía notar en el esa mirada melancólica y confusa.
-Sal de aquí…-Dijo el joven comenzando a desvestirse. Al ver esto Juliette no tardo mucho en retirarse del lugar.
-Su “muerte”… le afecto más de lo que esperaba… Amo Akim…-Pensó Juliette. Más tarde, Vladik había salido de la ducha y traía puesta ropa limpia que al parecer Juliette, traía consigo. Era ropa un tanto juvenil, no muy del estilo gótico que él suele usar. Recogió su cabello hacia atrás y lo sujeto en una coleta; para después tomar nuevamente el libro revisando rápidamente su contenido… No eran más que hojas escritas por el mismo, era nada más ni nada menos que una especie de bitácora que había llevado todo el tiempo que había existido. Pero… había algo extraño, puesto que eran fechas muy distantes unas de otras e incluso algunas estaban desorganizadas.
-¿Qué esperas de mi?...-Susurro Vladik antes de caer en un profundo sueño.
/Estas despierto. Menos mal que os salve a tiempo… Mi nombre es Akim Schwarz… Y desde hoy vivirás conmigo aquí en esta mansión- Al abrir sus ojos Vladik reconoció a Akim; No cabía duda alguna que era él, era inconfundible su cabello rizado y rojizo, su pálida piel y sus ojos grises, sin mencionar esa grácil sonrisa suya al hablar- Descansa hermoso chiquillo… todo estará bien…- /
-¡Espera!-Vladik despertó de sobresalto buscando con la mirada a su alrededor, sin embargo la única persona ahí era Juliette; quien miraba un tanto confundida al joven.
-¿Monsieur?-
-¿Qué…qué hora es...?-Preguntó Vladik retirándose el cabello del rostro.
-Hum… son apenas las 4… debería dormir un poco más…-Sugirió la chica.
-Abre las cortinas…-Dijo Vladik volteando a verla.
-¿Pero que dice…?-Antes de terminar de decir algo más, Juliette se paralizo al notar como el color de los ojos de Vladik cambiaba de azul a violeta, y su mirada se volvía más gélida.-E-e…está bien…- La chica entreabrió un tanto las cortinas como para iluminar decentemente la alcoba donde se encontraban-Monsieur…-
-Retírate…-Dijo Vladik aún refugiado en la tenue oscuridad que aún se mantenía en donde se situaba la lujosa cama. Volteo a ver de reojo nuevamente el diario; y comenzó a revisarle detenidamente. Curiosamente la primera fecha ahí; era el día en que fue “abrazado”.
=03/Diciembre/1849
Es hoy el aniversario luctuoso de mi familia… Aún no puedo creer que han pasado ya 4 años… estos años han sido de lo más extraños para mi… incluyendo el extraño comportamiento de Lord Akim; aun así, le estoy bastante agradecido por lo que ha hecho por mí. Aunque… me intriga el aun el por qué de esta “adopción”… se niega a decírmelo aún después de tanto tiempo… Hoy visité mi antigua casa… Yerik como asigno Lord Akim me acompaño durante el viaje… es extraño que nadie me reconociera ahí… es como si yo fuese otra persona y “Vladik Mihai” nunca hubiese existido…=
-“El beso”-Susurro mientras cerraba los ojos. Podía ver claramente lo ocurrido después de escribir esa última línea; era casi táctil para él. Recordaba que esa noche, se encontraba en el balcón principal de la mansión observando plácidamente el laberinto de las rosas.
/-¿Cómo ha ido vuestro viaje precioso?- Preguntó Akim acercándose a él en el balcón.
-Lord Akim…-
-Supongo que, vuestro antiguo hogar sigue deshabitado…-Vladik agacho un poco la mirada.
-Si… desde ese día no ha dejado de ser un lugar fúnebre y oscuro…-
-No debes preocuparos más por eso… es tiempo ahora… vuestros ojos conocerán la verdad… Vladik-Dijo Akim sonriendo.-Ven, tengo un obsequio para vos…-Dijo Akim guiando al muchacho hacia la alcoba del mismo.
-¿My lord?-Vladik le siguió hasta su alcoba y entraron en ella.
-¿Podéis verlo Vladik?... Son hermosas las rosas del jardín…-Dijo Akim mirando por la ventana del lugar.
-Son hermosas y gentiles rosas-Respondió Vladik acercándose también a la ventana. De un grácil movimiento, Akim colocó su mano sobre el rostro de Vladik; y se mantuvo por unos instantes mirándole fijamente.
-Estoy muerto Vladik, soy un vampiro… y pronto tú serás igual que yo…En la paz conoceréis la belleza, En la belleza conoceréis la verdad, En la verdad conoceréis el amor, En el amor conoceréis la paz. Mis chiquillos, mis creaciones, Mis hermosas posesiones, Observad y escuchad, Escuchad y observad. Usad vuestra visión para ver la verdad En la belleza, Usad vuestra velocidad Para permanecer inmóviles, Usad vuestra belleza Para conocer la verdad. Mis chiquillos, mis creaciones, Todos gentiles rosas, He reclamado vuestras esculturas, He reclamado vuestros cuadros, He reclamado vuestras canciones, He reclamado vuestras danzas. Hermosos chiquillos, Hermosas creaciones, Ni el oro es tan precioso, Ni la miel tan dulce, Ni la leche tan pura. Como el tigre, mordéis; Como el halcón, picáis; Como el gato, acecháis. ¡Hermosos predadores! ¡Dulces súcubos! ¡Queridos íncubos! ¡Probad sangre de vírgenes Y encontrad el éxtasis! Encontrad vuestra mayor Alegría, Seguid vuestra mayor Alegría, Y sabed que estaré, Mirándoos, embelesada, Mis chiquillos, mis creaciones, Mis hermosos seres. Mi hermoso niño…-Vladik no podía moverse; la presencia de Akim era simplemente abrumadora, no podía hacer nada ni emitir sonido alguno. Repentinamente Vladik sintió en su cuello como si un par de agujas penetraran en el, al tiempo que percibía como su vida se desvanecía cual vela al viento. No mucho tiempo después…todo era tinieblas. De pronto en la oscuridad sonidos difusos se hicieron presentes, voces en ecos.
-Es increíble... Akim… finalmente habéis decidido crear un vástago después de tantos años… desde 1465 hasta hoy… 1849… negándoos, y ahora, aparece este crio, y le acoges de tal manera… tomándoos tantas molestias, es simplemente increíble, me gustaría saber qué es lo que habéis visto en el…-
-… Se lo qué haréis cuando os cuente… así que he decidido no hacerlo… Pero, recordad esto, ese muchacho, tiene una misión en un futuro lejano…-
-¿Otra visión…?-
-...Su nombre es Vladik Schwarz…-
-Vladik Schwarz… así que habéis comenzado la farsa del “hijo”… claro no me sorprende, Auspex es una disciplina que manejáis a la perfección…-
-Ciertamente… ustedes Ventrue no podríais comprender lo maravilloso de este don… o… ¿Me equivoco Francis?...-
-Tsk… Seréis bueno en eso pero vuestras finanzas son un desastre…-
-Eso pensáis, en verdad Francis os vendría bien relajaros de vez en cuando…-
-Buenas noches… Vladik…-Al abrir sus ojos Vladik pudo notar frente de él a ambos hombres charlando frente de su cama como si nada hubiese pasado. El que llamaba más su atención no era Akim, a pesar de lo ocurrido, si no aquel hombre que le acompañaba ahí; Francis.-Para mi sigue siendo un crio cualquiera…-Dijo Francis acercándose a él.
-¡Alejaos de mi!-Gritó Vladik.
-… Temí que esto ocurriera…- Exclamó Akim. /
Vladik aún se mantenía ahí divagando en sus recuerdos… como “nació”… era en ese momento más que un mero recuerdo evocado por la necesidad de conocer la verdad...
avatar
Mio_kurosaki

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 21/02/2010
Edad : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saint Gabriel: Schwarz wie pech

Mensaje por MiCkE BIOS el Miér 25 Ago 2010, 8:11 am

HOLAS! Very Happy

Tu fic es muy interesante linda..! Me va gustando lo que llevas hasta el momento..! ñ__ñ

Por el momento solo te sugeriría usar más los saltos de línea en algunas partes del texto para así hacer un tanto más fácil la lectura y para que no se vea todo amontonado.

El resto muy bien hasta el momento..! Espero que sigas así..! n__o

Besos!
avatar
MiCkE BIOS
Admin

Mensajes : 378
Fecha de inscripción : 28/01/2010
Edad : 31
Localización : Aguascalientes, México

ROLER PAD
MENSAJE MENSAJE:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saint Gabriel: Schwarz wie pech

Mensaje por Mio_kurosaki el Miér 10 Nov 2010, 11:20 pm

Kyuoooooo una disculpa a quienes lean esto (si a esas dos personas llamadas oka y bios xD) por no haber seguido de manera constante. pero como sea, aki un cap relativametne corto, (se promete compensacion) cualkier duda o queja escriba a esta direccion "imnotcrazy@hellmail.com" nxo
--------------------------------------------------------------------------
Spoiler:


Capitulo 2: Stray

/-Levantaos amado... la lucha solo comienza para vos...Supongo que tu mente yace turbia en dudas amor… Y supongo que te debo una explicación a todo esto....Toda tu vida... o debo decir, tu existencia, has sido alguien muy valioso... Tú fuiste elegido para mucho más que ser mi chiquillo... Tu existencia supone un motivo mucho más profundo... No solo para mí... Sino para todo el clan... Tu... digamos... resultabas demasiado especial para todos... Y solo fui yo quien reclamó aquel tesoro, que eres tú, antes que nadie más.... Querido... la muerte de aquel demonio solo fue una parte... Pero una sola cosa hace falta..... Para que estés “completo”...Eso.... es algo que prefiero hacer yo mismo....-/
-Nooooooooo!!- Vladik se despertó estrepitosamente en la lujosa cama en la que dormía. Era nada más que un sueño, sueños que desde el día del accidente, le atormentaban constantemente. Eran en efecto, solo recuerdos de su última batalla en Saint Gabriel; había pasado solo un mes de ello, en el cual, cada día venían a su mente los últimos instantes de su Sire.
-¿Monsieur… ocurre algo?-Decía Juliette al entrar a la habitación.
-… Retírate por favor…-
-Como diga Monsieur…- Vladik tenía aún muy fresco ese instante en su mente, como Akim sacrifico su “vida” cuando se interpuso entre el ataque de Filipo DiRinnari hacia él.
/-¿Akim? ¿¿Qué habéis hecho??- Exclamaba Filipo.
-¡Mi señor!- Grito Vladik corriendo rápidamente hacia él. Akim voltea para ver a Vladik.... cayendo prácticamente en sus brazos...
-Akim porque..... ¡¿Por qué?!-
-Hola precioso... Ahora… se ha terminado...-
-¿Por qué…? no lo entiendo... No entiendo nada...-
-El demonio... y yo... so... solo limitábamos... Tu verdadero potencial... Vladik... mi tesoro...-
-Resista... ¡No puede terminar así...!-
-Ahora estás completo... ahora eres... - Akim se le dificulta hablar... para esos momentos Vladik podía apreciar cómo poco a poco se comenzaba su mentor a tornar en cenizas frente a él... -Materia... Oscura...-
-Akim... no...- Esto último lo pronunciaba con un ímpetu casi forzado... Finalmente... el torso que sostenía Vladik se disipaba en el viento...
-NO!!- Sus restos eran llevados en un extraño viento que invadió repentinamente la zona/
-… De nuevo… ¿Cuántas veces tengo que verte morir así?... ¿Es mi castigo por haber provocado tu muerte?...- Vladik observo la luz que entraba por las corinas de la habitación; podía apreciar que eran por lo menos las 7 de la tarde… la noche se acercaba y la hora de los hijos de la noche estaba por dar inicio.-… Morir… es un lujo que no se me será otorgado pronto ¿verdad?...- Susurro disponiéndose de nueva cuenta a “dormir” cayendo lentamente en un profundo sueño…
/-Todo lo que queríamos evitar... Todo fue en vano.... has blandido tu arma y derramado la sangre de un guardián más....-
-Sabia que vendrían por mí, pero no sabía que lo harían tan pronto... que molestos....- Vladik se percataba de aquel entorno artificial... el ostentoso cementerio adornado con la luz de la luna llena...
-Ahora es tarde para ti...quedan muy pocas maneras de salvar lo que queda de ti después de esto...- Decía Vendrich.
-Ya veré como salgo de esta... Además... no pienses que no sé lo que hago....-
-Más valdrá que estés listo... Esta vez no habrá más paciencia...- Entonces... El entorno se comenzó a dispersar.../
Vladik abrió de nuevo sus ojos… no había pasado mucho de la última vez que despertó, el crepúsculo no está si quiera cercano a ocurrir.
-Hum…- Vladik se llevó la mano al rostro y se dio media vuelta en la cama, tratando de volver a dormir hasta la hora adecuada.
/ era una noche inusualmente fría… y la luna brillaba con un peculiar tono carmesí.
-¡Vladik!... ¡Vladik!...-Exclamaba una voz infantil.- ¡Hey!-
-¡No corras Sacha!, cuantas veces te he dicho que no corras al subir las escaleras…-
-No importa… papá acaba de llegar…- Dijo el niño muy contento.
-Hum… ve a ayudarle a mamá a preparar todo… Yo subiré enseguida…-Unos momentos después, Vladik escucho un sonido sordo seguido de un desgarrador grito de auxilio por parte de su madre quien rogaba por la vida de su hermano menor Sasha.
-¿¿Pero qué??- Vladik bajó rápidamente las escaleras, seguía escuchando los gritos de desesperación de su madre, al llegar a la habitación proveniente del escándalo, Vladik notó como por debajo de la puerta se esparcía un líquido de color rojo intenso; sin pensarlo más entró a la habitación y se encontró con una horrible escena. Vladik simplemente contemplaba horrorizado tan trágica escena. Su padre se encontraba cercano a la puerta por la cual entraba, yacía sin vida y bañado en sangre por las múltiples cuchilladas en su torso, de igual manera, su madre estaba en el centro de la habitación, Vladik rápidamente se acercó a auxiliarle… pero era demasiado tarde… se había desangrado ya por el corte en su cuello y las heridas del pecho.
-Her.. her.. mano…- Escucho Vladik.
-¡Sacha!- El joven busco rápidamente a su hermanito, encontrándole tirado tras de un sofá, la sangre se esparcía rápidamente por sus ropas, su muerte era inevitable.
-Hermano… tengo frio…- Decía con voz débil.
-¡Resiste Sacha! ¡No puedes dejarme tu también!-Exclamó Vladik tomándole en brazos.
-Hermano… tengo miedo… tengo frio… no quiero…-El pequeño comenzó a llorar.
-Tranquilo todo estará bien…- Decía el joven con voz golpeada y acariciando el cabello del niño –Todo estará bien…-
-Ten… cui…dado…-Dijo finalmente, después de ello, su respiración paro… había muerto ya. En el momento, Vladik escuchó un ruido detrás suyo, volteó y encontró el asesino de sus padres bañado en sangre y sosteniendo un pequeño saco con dinero… sin siquiera pensar que era más fuerte que él, el joven se lanzó sobre de él en ese instante, forcejeo un poco con él, pero Vladik no había notado que el sujeto aún tenía en su poder una daga, con la cual le hirió de muerte en un costado.
-¡Ah!- Exclamó Vladik retirándose de él para después caer al piso sosteniéndose la herida.
-Jejeje mocoso estúpido…- Vladik podía sentir en sus dedos como la calidez de su sangre los recorría segundo a segundo, escuchó como aquel sujeto se alejaba riendo; no avanzó mucho cuando de pronto se escuchó un golpe muy fuerte… después, todo fue silencio… de nuevo pasos se acercaban hacia el muchacho.
-¿No es hermoso este color carmesí que se extiende sobre tus ropas?- Vladik solo yacía allí tirado sin poder moverse a causa de la gran pérdida de sangre que tenía. -Es hermoso ese color tiñendo el color blanco de tu piel-Vladik apreció que trataba de un hombre joven… si acaso de unos 24 años, vestía elegantemente y sus cabellos eran rojos, como la sangre que le cubría en ese instante.-Esperemos tengas el mismo don que tu padre para la música…- /
Vladik abrió lentamente sus ojos… por fin era de noche. Vladik escucho como Juliette llamaba a la puerta.
-Adelante…-
-Monsieur… ¿quiere que prepare sus ropas para salir?-
-No…-
-¿No sería bueno que se alimentarse?.. No lo ha hecho en 3 días…-
-Estoy bien… trae mi violín…-
-Como diga Monsieur…- Respondió la chica un detrás de la puerta. Juliette no tardo mucho en llegar con un estuche fino, el cual entregó a Vladik.
-Puedes retirarte…- Ya habiéndose ido Juliette, Vladik sacó del estuche un hermoso violín color caoba, parecía algo viejo, pero aun producía un bello sonido.
/ -Recuerda que este violín hijo mío, es como un pincel para un pintor... Es una parte de tu cuerpo y te ayudara a expresar todo lo que seas capaz de hacer Vladik…- /
El joven cainita tomó el arco y se dispuso a tocar una pieza en el violín.
Spoiler:
Esta se podía escuchar retumbando por toda la mansión, era un sonido hermoso y triste, mientras tocaba recuerdos venían nuevamente a su mente; recuerdos de su infancia cuando era humano, su adolescencia, en especial, aquel día en que casi pierde la vida y cuando fue “abrazado” en el mundo de las sombras… todo lo que había tenido que pasar hasta llegar hasta el momento en el cual se encontraba. Las personas que le ayudaron y convivieron con él, quienes conoció y quienes se sacrificaron por el…
Todo daba vueltas en su cabeza, podía sin poder creer lo ocurrido después de conocer al ojiazul, lo más relevante sería quizá la aparición tan sugestiva de su pequeño hermano y las últimas palabras de Akim…
avatar
Mio_kurosaki

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 21/02/2010
Edad : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saint Gabriel: Schwarz wie pech

Mensaje por Mio_kurosaki el Jue 11 Nov 2010, 10:21 am

Aqui otro capitulo, con la colaboración del SR. Bios, al cual agradecemos la narración y la participacion de uno de sus personajes, Monsieur Vendrich. Por su ayuda mil gracias!!. Bueno ahora a lo que sigue. De nueva cuenta a mi parecer un capitulo corto, pero bastante entretenido (mucha tortura psicologica).... mandare a Vladik al psiquiatra =w=UU lo prometo!. Cualquier duda comentario o sugerencia, o idea de tortura.. *cof cof* diranje a esta dirección: "yeahimcrazy@hellmail.com" esperamos sea de su agrado nxo...
___________________________________________________________________________________

Musica de fondo... =3
Spoiler:

Capitulo 3: Nightmare.
Cobijo nocturno.... suave viento otoñal... la mansión Schwarz yacía ya por un prolongado tiempo en un profundo silencio... Aviasen pasado ya algunos meses y la gran Mansión Schwarz estaba ya casi terminada en cuanto a reconstrucciones.
Mozos y sirvientes se limitaban a sus labores, nadie atreví ase a molestar al maestro, nadie quería indagar en su perturbada mente... La orden fue clara, quietud y soledad... eso era todo lo que quería y eso era lo que ellos procurarán...
El vástago reposaba en su habitación, miraba fijo al techo... miraba cual si su vista llegara más allá... Pensamientos en soledad.... misterios y dilemas que le suponían una carga mental a toda hora...
Miraba sus manos... en ellas contenía un poder inimaginable, nunca antes visto... recordaba al ojiazul...
Como sea... lo hecho, hecho estaba ya... Vladik observaba sus manos, el sueño le era indiferente en cualquier momento... aunque... en su meditación, pronto se percató de cierta pesadez... Comenzó a notar sus manos difusas... todo a su alrededor comenzaba a perder claridad... pero... qué extraño... él no sentía sueño... ese no era cansancio natural...
-… ¿cansancio? –Vladik trataba de reincorporarse- ¿Después de tanto....?.. No... Es algo mas....-Susurró... veía todo borroso, en un último impulso observó una vez más su mano y de pronto, tras un solo parpadeo, su mano volvía a ser clara... pero el resto del entorno ya no era el mismo.
–Ah?... es familiar...-Pensó.
Sorprendido, el vástago se apreciaba de pie, en un extraño jardín lleno de vistosas rosas multicolor, a la luz de una gran luna roja. Volteaba a toda dirección... en efecto, no era la primera vez que veía ese sitio...
-Bienvenido seáis, último heredero de la familia Mihai y Schwarz..!- Se escuchó de entre las sombras aquel clamor tan afinado y musical... una voz inconfundible...
-Je... así que.... finalmente... habéis decidido venir por mi... ¿no?- Vladik voltea en búsqueda del autor de aquella manifestación... nadie había a su alrededor, pareciera cual si el viento mismo le hablara al vástago...
-¿No pretende dar la cara?... ¿Acaso no soy digno de ver a mi anfitrión?-
-jojo, Vladik, chiquillo inexperto, habéis recibido tanto y ahora queréis echarlo por la borda... O es que os habéis vuelto tan confiado como vuestro "nuevo maestro"…?-
-.......Humph.... quiero creer que no todo está perdido... ¿es todo lo vais a decir? porque seguramente.... tendréis algo más que decir...- A las espaldas de Vladik entonces se comienza a escuchar el armonioso sonido de las cuerdas de un laúd... El joven vampiro contiene el impulso de voltear.
-Sois el hombre más buscado por la camarilla y la Saint Gabriel juntas... Todos esperaban que os hubierais esfumado de la faz de la tierra... Pero qué irónico... os llego a encontrar justo en donde os vi por última vez...-
-.... No pretendo huir... No tengo por qué hacerlo.... sabéis ahora donde estoy.... -
-Y no solo yo... creedme chiquillo, mientras vosotros os regocijáis con mi música, vuestros captores vienen en camino... No es vuestra intensión huir... Valla ser tan misterioso... e intrigante que sois...-
-.....je.... jejejejejeje.... acabad con esto....- Exclamo Vladik con un tono de enojo.
-¿No pudisteis tener dicho deseo frente al amo Filipo? ¿Tan difícil era la petición de estudiarte un poco?-
-... No os lo dijo lo que paso realmente…Así que....si vais a "matarme"... hacerlo de una buena vez..... Termina con vuestras absurdas pláticas-
-Intrigante intrigante........ Veo que aun "la conservas"...- Se escuchaba mientras Vladik sentía rosar en su pecho el tacto de una mano...
-......?- Vladik al intentar revisar no encuentra más que el viento pasando cerca de él...
-Pudisteis ser libre de todo esto y lo sabéis...-
-...No...Ese "camino" no era el mío...- Vladik no portaba dicha ropa en esos momentos... pero recuerda lo que menciona el Ventrue... el extraño brebaje que le sugirieron tomar para supuestamente librarse de la opresión del ojiazul...
-Vuestro camino... ¿sabéis acaso por dónde estáis pisando…?-
-No... No lo sé.... pero sí estoy seguro que ese no era mi destino...-
-No pertenecéis a ningún lugar Schwarz... Sois buscado por unos, aborrecido por otros, y olvidado por los que supuestamente te apoyaban...-
-...Quizá... Soy culpable de todo lo que se me acusa... sé que no tengo perdón ni un lugar al cual pertenecer... mis manos están manchadas de sangre inocente... y aun así...-Vladik se detuvo un momento y suspiro un poco.
-Vladik, chiquillo tan ingenuo...- El tono antes sereno del laúd cambia, aumentando su ritmo e intensidad... -Seguro que sois inteligente también, así que ya debisteis haber supuesto que debe haber un motivo por el que no estáis muerto aun...-
-.....Eso quiero pensar....-
-Sois una daga de doble filo... una moneda en el aire... El principio de una catástrofe, o el final de una maldición...-
-Soy un arma viviente... me lo han dicho muchas veces...-
-Y aun así tienes tiempo aun... El legado de "Markov" puede llegar a su fin...-
"Markov".... ese nombre lo había escuchado mucho de su sire...
-¿Markov?... ¿Que…?...... al parecer sabéis mucho de Lord Akim cierto...-
-Y vosotros más que nadie...¿ o me equivoco…? ¿Habéis estado sumido en la ignorancia todos estos siglos pequeño..?-
-.... Es posible.... no lo niego... nunca supe de la relación de Lord Akim con vosotros.... así que debo suponer... que hay más de lo que aun no se...-
-Si no lo sabéis o sospecháis, sería bueno que lo supieras en este momento...-
-.....-
-Vuestro gran sire, aquel fino e influyente ser... Aunque os cueste aceptarlo, no era más que un traidor... más pútrido que los mismos "condenados" posiblemente...Ahhh, pero su astucia... era algo que no se podía cuestionar ciertamente... Vuestra propia ignorancia es parte de ello seguramente...-
-.... Hum... ¿es así como le describen?.... – Dijo Vladik. -A pesar de que oculto mucho de mí... he de negar que él era eso que dice... no podéis tener una idea de lo que el... como Mentor... hizo por mi... y por otros... Claro... no puedo esperar mucho de vosotros... decís que tenéis una buena causa... pero... no escuchan otras que no sean beneficiosas para vosotros... Podéis preguntarle a DiRinnari... pero os aseguro que dirá mentiras.... inclusive yo puedo decir que ese sujeto no es más que una pantalla de falsedad... inclusive con los suyos.... Saint Gabriel....-
-Intrigante... ¡severo el juicio que plantea alguien que no tiene juicio sobre sí mismo..! Os doy la razón en algunos de vuestras observaciones, pero aun os digo con seguridad que el encierro que Akim, y ahora el que vosotros mismo os infringís os ciega de la verdad...-
En eso, en la aparente distancia, cual un eco del más allá, se aprecian sonidos fuertes... sonidos de gente gruñendo y gritando, cosas cayendo y rompiéndose, ¡pasos corriendo apresurados..! Vladik reconoce entre estas voces algunas de sus sirvientes...
-¿¿ Qué...??..-
-Ya era tiempo...-Menciona la voz del Ventrue...
-..... Como suponía.....sois unos cobardes...-
-En poco tiempo veréis vuestras preciadas posesiones por última vez tal vez... Vladik, chiquillo, será mejor redimiros… Así tal vez podéis aspirar a la libertad de nuevo...-
-... No pretendo seguiros… ni rendirme ante vosotros.... -
-Es lo que más os conviene en este momento, pues de cualquier manera obtendremos lo que deseamos de ti… Esa moneda en el aire, puede caer a nuestro favor...-
-Soy yo a quien buscáis.... así que dejad a los habitantes de esta mansión y a la misma, tal como está... Y he de advertiros... que os daré batalla.... aun si implica perder mi existencia en ello…-
-Haced toda la batalla que queráis jovencito... aquí en mi paraíso tus habilidades son inexistentes... y tus posibilidades son las que a mí me plazcan...Vamos, entretenme en estos últimos momentos de tu libertad...-
-.....Humph.... sabéis... sois todos unos cobardes....- Los pasos pesados sobre las escaleras se escuchan más y más cercanos... Vladik no podía sentir fluir aquella sensación tan especial que adquirió de Akim en sus últimos momentos...
No era de extrañar... ese no era "su cuerpo" después de todo...
-... ¿No os sentís con la suficiente fuerza para derrotarme en la realidad?- Exclamo Vladik de manera soberbia.
En efecto, aparentemente él no tenía el control de nada en ese sitio, estaba en un sueño involuntario, una fábrica imaginaria de otra persona...
-¿Combatir..? Jovenzuelo, no necesito hacer absolutamente nada...-
-..... Humph.... eso parece... entonces... supongo que todo lo obtenéis fácilmente ¿verdad?..... Si es así... aquí estoy.... no hare nada… puesto que no puedo....solo ven... y terminemos con esto… Después de todo... caeré sabiendo que tuvisteis que recurrir a esto... un ataque con toda la alevosía posible... típico de vosotros...- El joven cainita siguió parado ahí sin hacer nada. Mientras tanto, Se escuchó cómo iban pateando las puertas a lo lejos... pero era consciente de que estaban por llegar a su posición...
-Venga.... termina con esto, je... no podéis mantenerme aquí por siempre... sois débil.... y en algún momento he de despertar.... -
-Es vuestra última oportunidad messie Schwarz, redimiros, aun podéis ser libre y hacer algo por el bien de todos... Es inevitable vuestra caída, lo habéis dicho vosotros mismo... Lo que os conviene más es pensar en lo mejor para vuestro futuro-
-Lo hare... a mi manera....-Dijo Vladik sonriendo confiadamente. -¡Así que marcharos ahora que podéis Vendrich! Ateneos a las consecuencias así como Filipo lo hizo alguna vez...- Vladik escuchó cómo la puerta de su habitación es echada abajo.. ¡Varios pasos cual hormigueo se hacen presentes y se distribuyen a su alrededor...! Era evidente que el "fin" se acercaba...
-No podéis cambiar vuestra mentalidad Schwarz?-
-..... Es difícil cambiar algo que habéis tenido durante toda tu existencia sabes?-
-Sea así...- Vladik siente entonces cómo es sostenido de su brazo...En esos momentos despierta.
-Perdone Monsieur... ¿podría soltarme?-
-S-Señor... ¿se encuentra usted bien...?- Escucha una voz femenina...
-Hum....bien hecho...sigo durmiendo al parecer...- Vladik voltea... se trataba de Juliette...
-Usted se veía tenso... creo que estaba teniendo una pesadilla Monsieur...-
-... No pasa nada.... ah.... nada más que visitas Juliette...-
-... Solo.... recuerda estar atenta a alguna intromisión...-Vladik se mantuvo sentado en la cama, suspiro un poco y se retiro el cabello del rostro.- Ciertamente…Ha sido un sueño interesante....-Se dijo así mismo.
La joven sirvienta, algo confundida, asiente a las palabras de su maestro.
-Estaré afuera para lo que sea que necesite señor...-La joven se inclina reverentemente y da la media vuelta...
-...Solo preocúpate de lo que te he dicho... ten cuidado… y cuida a los sirvientes... eres la única aquí que sabe manejar armas recuerdas?-
-Sí señor. No se preocupe, estaremos todos atentos-
-.... nuevamente... otro motivo más para no dormir...- Pensaba Vladik. El cobijo de la noche... suave brisa de otoño...
Un sonido irrumpe la paz de los alrededores... el sonido de una puerta cerrando...Si el vástago se asomara por la ventana, apreciaría a faldas de la colina en su morada un elegante vehículo poniéndose en marcha y alejándose del lugar... Entre todo aquel extraño sueño e ilusión había algo que resultaba evidente y verdadero...
Su existencia era una moneda al aire... Su existencia era preservada por aun misteriosos motivos... Al final solo él tenía la decisión en sus manos... ¿Era así...?.
avatar
Mio_kurosaki

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 21/02/2010
Edad : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saint Gabriel: Schwarz wie pech

Mensaje por Mio_kurosaki el Mar 04 Ene 2011, 8:42 pm

auuuuuu*lobos aullando*... seh seh u-uU se k deje tirado esto.... no es mi culpa!!! >o<.... >o> bueno un poco... maa... se deja aqui otra entrega de la tortura... er... digo desventura.. er... bueno otro capitulo u-uU... de este extraño fic(en sg kien no es raro?) comentarios y dudas.. ponganse en contacto a traves de sus poderes psicoticos.. si no los tienen.... lastima =D; llamen a este numero 0000-00000-666 ext. x-1999
___________________________________________________________________________________________________________________

Musikita de back ground

Spoiler:

Capitulo 4: Madness
Aproximadamente había ya pasado un mes después del “incidente”. La Mansión Schwarz, se encontraba en su última fase de reconstrucción, y ahora más que nunca, Juliette, estaba preocupada por su “joven” amo, el cual; seguía sin reposar (si le veía dormir 3 horas al día era mucho en realidad), salir y mucho menos alimentarse, estaba en el encierro total. La gran mayoría de los sirvientes se preguntaban qué ocurría con el ahora Amo de esa enorme y conocida mansión; el resto, estaba al tanto de la situación, y al igual que Juliette, estaban dispuestos a dar su vida por proteger “La mansión carmesí” y a quien fuera el heredero del legado de la familia Schwarz.
-Monsieur Vladik… ¿está despierto aún?-Preguntaba Juliette a las afueras de la habitación en la cual se hallaba el vástago.- ¿Monsieur?-Insistía, pero no tenía caso, Vladik no se dignaba si quiera a contestar a los llamados que Juliette hacía, no obstante Juliette no se daba por vencida tan fácilmente, iba día tras día preguntando a su joven señor si necesitaba algo, sin recibir ya respuesta alguna. Uno de esos tantos días se anunció cercano el crepúsculo, un visitante que, como la mansión misma era conocido por toda Vyatka. Francis Freniere, reconocido hombre de negocios y amigo cercano a Akim desde su “abrazo”, los sirvientes más viejos y enterados de las condiciones de sus maestros le recordaban bien, un hombre de frívolos y refinados modales, que al lucir con esos costosos trajes sastres solía ser llamado “Gánster” por algunos sirvientes y conocidos cercanos, ya que como todo buen Ventrue, tenía excelentes conocimientos sobre finanzas y demás.
-Amo Francis, ¿Cómo ha estado usted?-Saludó el portero mientras abría el portal de la mansión al verle llegar en su elegante y costoso coche negro.
-Cómo siempre August; dime, ¿está aquí tu señor?-Respondió Francis mientras bajaba el vidrio de la ventanilla del conductor.
-Amo Francis… el joven amo está mal... – Respondió el anciano acercándose a la ventana.
-¿Joven Amo?... ¿de qué estás hablando?-Interrumpió Francis algo desconcertado.
-Usted sabe… debe saberlo…-Dijo con insistencia el anciano.
-Dime que ha pasado en mi ausencia…- Respondiendo con un tono de enfado.-He estado en América por 8 meses no he sabido nada de Akim en ese tiempo.-
-¡Mil perdones Amo!... Vera usted… El amo Akim… ha perecido meses atrás… después de que aquellos seres extraños apareciesen… el amo Vladik regreso en mal estado…-
-¿Estaba herido?-
-No físicamente señor... usted sabe que es imposible eso… pero mentalmente… el joven ha sufrido mucho la muerte del Amo Akim… no duerme, no se alimenta… ni siquiera quiere salir de su habitación. -
-Gracias August…-Enseguida el Ventrue emprende marcha y entra fugazmente a la mansión buscando respuestas a todo lo que August le había contado.
-¿Dónde está Vladik?-Exclamó abriendo estrepitosamente la entrada principal de la mansión; todos los sirvientes que estaban cerca estaban sorprendido ante su aparición, entre ellos Juliette.
-¡Monsieur Freniere!-Exclamó la chica llevándose la mano a la boca.
-Juliette, ¿dónde está Vladik?-Juliette sólo hizo un gesto con la mano a los demás sirvientes presentes para que continuaran con su labor; ya estando en soledad, Juliette guió a Francis hacia el estudio de Akim.-Monsieur, supongo ya debe saber que pasó… le pido en nombre del Amo Akim no sea tan cruel con el amo Vladik, sabe… el está profundamente perturbado por la muerte de Monsieur Akim… a pesar de ser… cainita señor, me preocupa que pueda caer en mal estado…-
-Deja de dar explicaciones niña, sólo tráele aquí…-
-Como usted diga…- Juliette hizo una pequeña reverencia antes de retirarse hacia la habitación de Vladik, esperando que por tratarse de Francis, este se decidiera a salir aunque fuera por unos momentos de su encierro.
-Monsieur Vladik, Monsieur Freniere ha venido a verle… esta en el estudio del amo Akim…- Dijo Juliette tocando la puerta de la alcoba.- ¿Monsieur?- Juliette espero unos minutos, pero como siempre seguía sin recibir respuesta
- ¿Monsieur Vladik?... Entraré si usted no quiere salir…- De nuevo Juliette hizo una leve pausa y espero; pero de igual manera Vladik no respondía absolutamente nada, así que decidió finalmente entrar. -Monsieur Vladik- Juliette se llevó una gran sorpresa al ver que Vladik no se encontraba dentro de la habitación, le buscó desesperadamente con la mirada sin obtener buenos resultados, no estaba ahí en definitiva. Rápidamente Juliette salió del lugar para buscarle, los únicos lugares que se le ocurrían en los que podía estar eran el estudio de Akim y aquel gran balcón que daba hacia el laberinto de rosas. Descartando el primero puesto que había estado ahí con Francis, Juliette corrió rápidamente hacia el balcón; al llegar ahí se sintió aliviada, Vladik estaba ahí.
-¡Monsieur no sabe que susto me dio!- Exclamó Juliette al verle ahí parado mirando por el balcón. Vladik, no dijo palabra alguna.
Unos instantes después de que llegase Juliette, el volteó a verle, haciéndole una seña con la mano para que se acercará. Juliette un tanto confundida, se acercó con algo de cautela; sabía que algo pasaba, no era usual ver al joven Toreador con esa mirada purpurea muy seguido... “Nunca confíes en aquellos de brillantes ojos al amanecer”; recordaba bien las palabras de su padre - ¿Ocurre algo Monsieur?- sorpresivamente Vladik haló a la chica a su lado abrazándole por la espalda- ¿M-Monsieur?- Juliette sabía que algo no andaba bien, trató se separarse de Vladik, pero no podía, le tenía totalmente inmovilizada. Los intentos por alcanzar la Dessert Eagle que ella cargaba siempre bajo su falda también fueron inútiles, de algún modo, la fuerza del vástago en esos momentos era más que la de ella. Este, le tomó por la barbilla girando la cabeza de Juliette a un costado dejando a su merced el cuello de la chica.
-¡Monsieur!-Gritó Juliette viéndose perdida ante el Toreador; podía sentir los labios del vástago rozando su cuello, era cuestión de segundos para que recibiera “el beso mortal”- ¡Vladik!- Juliette cerró fuertemente sus ojos esperando lo peor, cuando repentinamente sintió que había sido dejada en libertad.
-Mocoso idiota…- Era la voz de Francis; quien había alejado al Toreador de la joven, y le había ya sometido contra una de las paredes del salón.- ¿Estás bien?- Hablándole a Juliette, quien yacía en el piso observando nerviosa lo que ocurría.
-¡Por favor no le lastime!-Exclamó la chica.
-No te preocupes niña… no le lastimaré… lo sabes… en estos momentos esta es la única manera en que puede ser tratada esta bestia…- Respondió Francis sosteniendo con aún mayor fuerza a Vladik; quien sólo gruñía y forcejeaba inútilmente en contra del Ventrue; como lo había dicho Francis, era menos que una bestia. - Está débil... Puedo manejarle bien…- De una manera casi brutal, Francis azotó a Vladik contra el muro en el que le tenía sometido, dejándole aparentemente inconsciente.
-¡Monsieur!-Gritó espantada la joven al ver tal acto.
-Esta inconsciente... no fue nada para el…- Dijo Francis mientras tomaba a Vladik y caminaba hacia la habitación de Akim; la cual no se encontraba lejos de donde se encontraban. -¿Cuánto hace que no se alimenta o duerme?-
-…Casi un mes…-Respondió Juliette poniéndose de pie y siguiendo al Ventrue para revisar que Vladik se encontrara, “bien”.
-¿Y los motivos son?-Preguntó Francis al entrar a la habitación, depositando a Vladik en la cama de esta, para después darle la espalda a la chica y caminar lentamente hacia uno de los ventanales de la habitación.
-Realmente no lo sé… pero creo que la mayor parte de estos problemas es… la muerte del señor Akim y lo que le haya ocurrido en Rumania; desde que regresó del viaje que Lord Akim le había encomendado, el… no era el mismo-
-… Supongo que aún tienen “esas” reservas aquí en la mansión ¿verdad?-
-¿“Las reservas”?… si Monsieur-Preguntaba algo confundida la joven.
-Trae un paquete de la reserva, si no se alimenta pronto se quedará así… y no creo que Akim, deseé eso- Ordenó el Ventrue a la chica.
-Si Monsieur- Juliette rápidamente se retiró y momentos después llegó con un pequeño paquete de plástico, muy parecido al que usan en los hospitales para las transfusiones sanguíneas.
-Dámelo…-Juliette asintió con la cabeza la orden del Ventrue y le entregó el pequeño paquete. Francis se acercó de nuevo a dónde Vladik, tomándole por la cara para entreabrir un poco su boca y verter dentro el contenido del paquetito.
- Retrocede…-Ordenó a la chica, al momento que el también retrocedía de la cama. Momentos después el Toreador despertó abruptamente, reincorporándose y tosiendo violentamente. -Trae otro Juliette-
-¡Sí!- De nueva cuenta la joven salió corriendo de la habitación obedeciendo la orden de Francis.
-Dime Vladik que demonios es lo que ha ocurrido con ustedes para que te encuentre de nuevo es este lamentoso estado- Preguntó Francis con voz severa.
-¿F-Freniere?- Exclamó Vladik subiendo lentamente la mirada, como si tuviera miedo de encontrarse con el Ventrue.
-Estoy esperando Vladik…- La presencia del Ventrue era ciertamente abrumadora de por sí, y lo era aun mas con esa voz suya de soberbia y enojo. Finalmente Vladik, le vio a la cara y guardo silencio.
-¿No pretendes responderme?-
-¡Aquí está Monsieur!- Irrumpió Juliette entrando y entregándole rápidamente el otro paquete a Vladik; quien lo tomó sin siquiera verle.
-Retírate…-Le dijo Francis a Juliette. Esta, solo asintió con la cabeza y dejo a ambos Cainitas a solas.- ¿Es que acaso debo recordarte que atacar a quienes nos sirve esta prohibido?... ya te lo había dicho antes Vladik… ¿recuerdas?... hace siglos atacaste a uno de aquellos que velaba por ti, y ahora por este “castigo” que llevas acabo, terminas arremetiendo contra la que se convirtió en la heredera de la familia Du L’arc; que resguarda a la familia Schwarz desde que fue fundada…- Era severo el regaño que recibía de Francis.
-… Yo… no se qué está pasando… no sé el por qué… pasó lo que paso… y tampoco entiendo porque… él sacrifico su vida por mi… él no tenía por qué…-Comenzó a decir Vladik, su voz se escuchaba dolida.
-El no tenía por qué; lo has dicho, sinceramente aún no entiendo el por qué te eligió a ti como su único vástago… desde tu llegada a esta casta no has sido más que puros problemas… lo sabes ¿verdad? … lo que quiero saber es cómo fue que pasó todo… quiero creer que no eres al que la camarilla está buscando Vladik… y más importante que eso… quiero que me des una buena razón por la cual Akim decidió dar su vida por la tuya.-
-…Si; soy yo a quien busca la camarilla…-Respondió Vladik con firmeza. -… Su casta Monsieur Freniere es Ventrue… debería saberlo… ustedes Ventrue gobiernan la camarilla. Seguro conoce a Filipo DiRinnari… si es así… el debe habérselo dicho… el nombre del cainita que rompió las reglas de la camarilla… yo… es por ello que ha venido a corroborarlo ¿cierto?- Nuevamente el rostro de Vladik era inexpresivo, y su voz se tornaba sepulcral y a la vez se podía notar en ella un cierto tono de sufrimiento.
-Si… le conozco- Respondió Francis.
-Sobre la muerte de Akim; Supongo que decidió torturarme más… después de todo, soy yo el villano ¿verdad?; lo admito… es mi culpa que Lord Akim muriera…-Continuo Vladik desviando la mirada.
-Dime la razón por la cual Saint Gabriel te busca a ti…-
-¿Conoce Saint Gabriel también?…- Vladik hizo una pausa, después de pensarlo un poco, esperaba tener la fuerza suficiente para no solo decirle a Francis el por qué; si no también demostrárselo. Inesperadamente ante los ojos del Ventrue, Vladik se sumergía en la cama; como si estuviese siendo tragado por la misma desapareciendo totalmente de la vista de Francis.
-¿Qué demonios?-
-…Esto… Monsieur Freniere es lo que ellos buscan… soy lo que ellos llaman… un “condenado”. Realmente traté de negociar con ellos… traté de evitar usar mis armas en su contra… pero, lamentablemente, DiRinnari; tenía otros planes…- Dijo Vladik al momento que surgía del piso detrás de Francis.-He rotó muchas reglas… y mis manos están manchadas de sangre inocente… eso es algo que no puedo negar… y estoy dispuesto a pagar por ello. No obstante, no puedo hacerlo todavía; tengo aun algo que hacer, lo que aún no entiendo… es el por qué Lord Akim me encomendó este destino, si… él sabía lo que ocurriría…- Francis guardó un profundo silencio, para después voltear hacia Vladik, parecía saber algo pero al mismo tiempo se le veía confuso.
-… Estoy a las órdenes del nuevo Lord de la Mansión Schwarz… Puedes contar conmigo al igual que Akim lo hizo en su “vida”; por el momento… debo recordarte Vladik, que es necesario que te alimentes y duermas; la reputación de esta familia no debe ser manchada…-Francis evitó ver a Vladik a los ojos y sin decir ni hacer nada más se retiro de la mansión. Vladik se vio sorprendido ante tal reacción, puesto que de entre todos aquellos que había conocido; Francis Freniere era el que nunca le había aceptado en su totalidad, como lo dijese ese día, siempre le había considerado como un estorbo, un lio de problemas. Y ahora, ¿esto?, ¿aceptarle así de fácil?, había algo detrás del cambio repentino de Francis ante él; pero era seguro que ni siquiera el mismo Francis sabía lo que era. Todo aquello estaba ocurriendo demasiado rápido, ser llamado el Lord de la Mansión Schwarz era una responsabilidad enorme, pero no más que la del destino al cual se le había encaminado, todo eso, pensó, debía ser una ilusión, quizá en realidad si estaba muerto desde aquella noche en 1845, y todo era no más que una simple ilusión creada en alguno de los infiernos a los cuales debió haber sido enviado.
Divagaba en las tantas posibilidades que había, desde que sólo era un sueño hasta llegar de nueva cuenta a la contundente verdad, que en realidad todo pasó, después de esto, ahora si era imposible mantener su mente en claro. Pasó tiempo tratando de asimilar la verdad… había 3 cosas que eran seguras:

1.- Estaba muerto; era un vampiro.
2.- Conoció al ojiazul, y todo lo que pasó después de su encuentro, era realidad, y no había nada que pudiese cambiarlo.
3.- Akim; sabía lo que hacía, y definitivamente pasase lo que pasase tendría que seguir adelante, pues, el sacrificio de su Sire no debería ser en vano.

Sea como fuese… ya no había tiempo de arrepentimientos… el engrane de su destino había ya comenzado a girar…
avatar
Mio_kurosaki

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 21/02/2010
Edad : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saint Gabriel: Schwarz wie pech

Mensaje por Mio_kurosaki el Jue 06 Ene 2011, 11:51 pm

Vuelve la tortura; esta ocasión quiero agradecer a Oka, quien fue el de la idea de enfrentar por asi decirlo a nuestros chicos(Vladik y Jay) en una platica "filosofica", mil gracias por tomar en cuenta a mi niño para tu fic XD. Bueno, es teoricamente lo ocurrido en Jay's Chronicles del capitulo 17 al 19, con unos pocos agregados, espero lo disfruten n-n!. Para cualkier duda comentario o recordatorio del 10 de mayo por incoherencias, marque a este e-mail illmakeyousuffer@besure.com n-n o escriban a este numero 01900-546-666.56 ext 000.

Notas:
*Trouveur.- Significa buscador en Francés.
_______________________________________________________________________________________________________

Musica de Back
Spoiler:

Capitulo 5: Troveur*

Después de un largo pero a la vez corto año de reflexiones, pensamientos e indagaciones; por llamarlas de algún modo, Vladik se encontraba ciertamente en mejor “condición”. Después de su nombramiento oficial como el nuevo señor de la mansión Schwarz, los rumores no tardaron en esparcirse, algunos decían que él había asesinado al anterior amo de la mansión, otros, simplemente decían que estaba a cargo por que Akim había viajado al extranjero, cientos de rumores y especulaciones al respecto corrían por toda Vyatka.
No obstante, Vladik, quien a pesar de lo ocurrido aún tenía mucho en que pensar, no les tomaba la menor importancia, cierto era que le molestaban, pero no podía hacer nada al respecto. Cierto día al caer la noche, Vladik pudo sentir algo distinto en la ciudad, algo no encajaba en la misma. Algo le perturbaba… sabía que conocía esa sensación, pero no podía recordar de donde. No pasó mucho tiempo para que después esa extraña sensación se hiciera presente en las afueras de la mansión. Casi por instinto, el cainita hizo uso de las habilidades del ojiazul para llegar a donde esa presencia se encontraba, esperaba que fuera algún enviado de la Saint Gabriel, de igual manera no dudo un segundo y al salir del muro más cercano a su objetivo coloco en él el cañón de su magnum.
-¿Quién te envió?-Pregunto Vladik aun sin salir por completo del muro; fue grande su sorpresa cuando vio frente de si a un lycan… no le era familiar, pero el aura que dé el provenía sin duda alguna le era conocida.- ¿Responde quién te ha enviado a deshacerte de mí?- Replicó Vladik saliendo totalmente del muro pero sin bajar la guardia un solo minuto.
-¿Matarte?, porque habría yo de hacer eso...- Repuso el lycan con tranquilidad. Después de verle bien, Vladik sabía quién era, se trataba de aquel lycan que había conocido en Rumania, a diferencia de suya, el lycan había cambiado con el tiempo.
-Todos vienen a eso...-
-....Pues yo no, he venido aquí para hablar un poco contigo...- Dijo el lycan.
-¿Hablar sobre qué?...- Vladik seguía aun a la defensiva, si más y menos recordaba, el se había unido fuerzas con la Saint Gabriel.
-No sé el porqué sigues vivo después de lo ocurrido, pero eso por ahora viene a segundo término, quizás tú puedas ayudarme...-
-El chico sigue vivo...- Dijo Vladik sin más.
-Eso no es posible, yo mismo lo vi caer-
-Si mantengo aun mis poderes es signo de que el está vivo...-
-Te repito que eso no puede ser posible, yo mismo fui quien se encargo de derrotarlo, ahora tu deberías estar arrepentido, lo ayudaste a llevar toda la muerte y al final todo fue un caos, hace mucho tiempo, pudiste elegir...y sin embargo elegiste seguir bajo sus mentiras-
-Quizás tengas razón, pero eso no es de tu incumbencia, además, el lo tenía todo planeado, incluso el hecho de ser derrotado...-
-Te equivocas...nadie, ni siquiera él puede planear la hora de su muerte...y al final su ego acabo con él, cuando estaba cayendo pude verlo en sus ojos...miedo...-
-... Estoy seguro de lo que te digo... el sabía exactamente lo que pasaría.... todo... inclusive arrastro a Akim en esto...- Al hablar de ello Vladik muestra en su cara frustración.
-Tu y yo no somos tan diferentes...ambos estamos "muertos en vida"...-
-... No estás ni cerca de ser un "no-muerto"...-
-"No muerto" que palabra tan graciosa...-
-... ¿Graciosa?..-
-Dime...de qué sirve ser un "No muerto", ¿acaso crees que porque has visto miles de amaneceres más que yo...eso te hace más feliz?... ¿de qué sirve vivir por siempre, si al final...terminas de esa forma?-
-... Se nota tu inteligencia- Dijo Vladik a modo de sarcasmo - "Esto" es una maldición.... no te hace feliz... solo acarrea a ti de una forma u otra desilusión y sufrimiento...-
El lycan solo rasca su cabeza y bosteza -Y yo soy el idiota...- Dice al escuchar la última frase de él cainita. -Por eso mismo no le veo nada especial...-
-... En fin, no pretendo explicarte algo que no entenderías a fin de cuentas... como sea... he de suponer que hay algo más que te detiene aquí... ¿no?-
-Si...sabes, tengo frio y no tengo donde pasar la noche y tal parece que a ti no te va mal- Respondió el lycan sin tapujos.
-... Er... Hum... supongo que puedes pasar la noche con los sirvientes...-
-O me parece bien, pero espero que no me toque con una señorita, no quiero que pienses mal de mi Cainita... ¿o prefieres que te diga "Lord Cainita"?- Dijo de nueva cuenta con una sonrisa un tanto boba en su cara.
-... Mi nombre es Vladik Schwarz....- Dice Vladik mientras se da la media vuelta y se dirige a una de las entradas de la mansión. El lycan simplemente lo sigue -Un gusto, yo me llamo Jay Kross, pero dime solo Jay- Continuaba sonriendo.
Ambos entraron por una ostentosa puerta de caoba tallada con detalles victorianos dignos de la época en la que parecía fue construida la gran mansión.
Vladik Guió al joven lycan por unos cuantos pasillos igual de lujosos que toda la construcción, siguieron unos cuantos minutos hasta llegar a una especie de estancia
-Toma asiento....- Indicó Vladik al lycan haciéndole una seña con la mano.
-Vaya... ¿así has vivido siempre? - Exclamo este con asombro.
-...No... Fui criado en una familia de músicos.... por allá de 1800.... Supongo te darás una idea de lo que hablo...-
-A si claro...- Sin dar importancia mirando aquel lujoso lugar casi boquiabierto -Debe ser cómodo dormir aquí...-
Repentinamente apareció Juliette algo confusa de ver a alguien ahí.
-¿Tenemos invitados My Lord?-
-Trae algo de té y comida al joven....- indico Vladik sin voltear a ver a la chica.
- Como ordene My Lord....- Inmediatamente la joven se retira dejando solo a ambos jóvenes.
-Sabes, es extraño verte igual que hace años...- Haciendo alusión a que Vladik parece seguir igual a diferencia de Jay quien se ve más grande, pasando de ser aquel jovencito a ser un "hombre" según él.
-Soy cainita... he tenido esta apariencia por casi dos siglos... deberías saberlo....-
-Lo sé pero digo que es extraño...- Aun abobado -A casi lo olvido...- *Jay entonces se acerca y de un bolsillo saca una foto de una chica mostrándosela a Vladik -¿La has visto?-
-No....-
-Vela de nuevo, quizás si la has visto...- Insistiendo.
-No la conozco...-
-¡Has memoria quizás la has visto!- Exaltándose.
-....Que pretendes haciendo tal escándalo en este lugar...- Con tono de voz severo y fuerte.
Jay toma la pequeña foto con ambas manos y la mira fijamente -Si...gracias...disculpa es solo que...- Seguidamente la guarda en un bolsillo. -Bueno no importa, seguro esta por ahí... sabes llevo mucho tiempo buscándola, creo que cada vez estoy más cerca, desde aquel incidente en Rumania he seguido su pista - Comento Jay después de haber guardado aquella fotografía.
-... Bien por ella....- Dice Vladik con algo de indiferencia.
La joven regresa con un carrito de servicio, en el cual traía algunos platillos y algo de té, seguidamente se acerca hacia Jay y comienza a servir.
-¿Quiere azúcar con su té Monsieur?- Preguntó Juliette a Jay.
-Es más complicado que eso...ella...bueno tu sabes...- Agradeciendo a aquella jovencita mientras responde -Si claro muchas gracias- Seguidamente mira a Vladik -Es solo que...a veces creo que puede estar viva...-
-La vida de los humanos es como una vela al viento.... requiere de cuidados y demás para no extinguirse....- Comentó Vladik mientras avanzaba a hacia un ventanal del lugar.
Juliette termina de servir.- ¿Algo más My lord?- Preguntó está viendo a Vladik; este solo le hace un gesto con la mano para que se retire.
-Como te dije...es más complicado que eso...tengo una promesa que cumplir...-
-Promesas... – Vladik se veía meditabundo.
-Por eso me interesa hablar contigo...si alguien sabe como poder regresar de la muerte...ese eres tu...dime como puedo traerla de vuelta...-
-...¡ Ja!... yo no sé como regresar de la muerte.....si está muerta no hay nada que yo, o algún otro cainita pueda hacer...-
-No me jodas...debe haber una forma, siempre hay una forma...-
-No la hay.... no somos dioses....solo podemos crear asesinando.... no revivimos muertos.... los creamos-
-Te equivocas, te equivocas, según los libros nosotros no debemos existir y míranos, aquí estamos, de ser así puede que haya una forma...debe haber una...-
-Si existe alguna, al igual que tú la desconozco...-
-Pues yo la encontrare y cumpliré la promesa...he escuchado de un sujeto en la India...que puede comunicarse con el otro mundo...quizás esa sea una habilidad especial...-
-... Pero... tú no sabes si ella está muerta.... ¿para que buscar una manera de traerle a la vida si no sabes si está viva o no?- Cuestionaba Vladik algo intrigado por las reacciones de Jay.
-No lo sé pero, las probabilidades de que ella esté viva son casi nulas, es mejor hablar con ese sujeto, si no puede comunicarse entonces con eso sabré que ella está viva...-
-... ¿Por qué esa insistencia?.... ¿Tú la amas cierto?- Preguntaba Vladik sin dejar de ver por la ventana.
-¿Amar?, no...yo no sé lo que es el amor, pero, aun así se lo prometí, una promesa es una promesa...-
-... Un caballero no falta nunca a una promesa...-
-¿Caballero?, ahora si te lanzaste la barda, yo no soy nada parecido a eso, digamos que...por alguna razón quiero cumplir esta promesa...es gracioso...solo salí con ella una vez...iba a vivir con ella ¿sabes?...- Recordando cosas de aquel entonces.
-Si sé que no eres un caballero.... tus modales no son ni lo más remotos a los de uno.... hablaba por mi mismo...-
-O lo siento...si hablas en voz alta, entonces no debes tener muchos amigos...o quizás estás loco... ¿no has visto algún psiquiatra?-
-... No son necesarios ningún tipo de lazos con otros que no sean de tu especie.... o al menos así lo creo.... después de todo lo único que puedes brindarles en mi condición es solo sufrimiento...-
Jay comienza a tomar su te el cual ya casi estaba frio. -O diablos ya esta frio, bueno que mas da...- Escuchaba lo que decía Vladik -Vamos alégrate un poco tío, vives en una mansión, de seguro aquí te diviertes mucho, si yo tuviera algo así de seguro haría fiestas cada semana- Mientras decía esto, se imaginaba esa vida.
-… Esto no trae nada de felicidad... no es más que un cascaron vacio en una existencia de sufrimiento e inmortalidad.... esto me ha traído a mí y a otros muchos dolor.... el dolor que solo los humanos saben infligir...-
-Ya veo, ¿así que crees que son como una plaga?-
-... No... Estas malinterpretando... yo fui humano alguna vez e hice lo mismo....he de suponer que ¿escuchaste rumores de mi no?-
-La verdad que no- Mintiendo -Fue coincidencia el que hoy este aquí y que gracias a ti tenga donde dormir y algo que comer...- Jay revisaba sus bolsillos vacios sin encontrar en ellos algo de dinero.
-Mientes bien...pero no engañas a los "ojos" de un Toreador...los rumores.... son falsos.... no podría haber asesinado a mi mentor por una estupidez como el dinero u otra cosa....el... Tomo su "vida" y la cambio por la mía....y....- Vladik comenzó a hablar con voz golpeada -No lo entiendo... ha pasado más de un año… ¡¡Pero no lo entiendo!! por que sacrificarse por un simple vástago-
Mientras tanto Jay estaba acabándose el té tranquilo - Es tan simple y a la vez tan complicado, la verdad es que yo tampoco lo entiendo...por eso busco la respuesta...si te quedas aquí sin hacer nada, la respuesta no vendrá a ti -
llevándose la mano al rostro* -Quizá... pero no puedo dejar aun este lugar...-
-Como te dije, desde que termino el incidente comencé mi búsqueda, nadie sabe que yo luche contra ese niño y que al final lo derrote, es mejor así... la verdad es que aunque desde que nos encontramos hace no mucho y a pesar de alardear de haberlo vencido...- Jay se levanta y mira el techo - Ni siquiera yo estoy seguro si de verdad acabe con el...-
-... No lo sé..... Quizás no…aun... tengo esto...- Enseguida Vladik extendió su mano y así como lo demostrará con Francis anteriormente se fusionó con la pared más cercana a él.
-Quizás siga por ahí, pero si es así...el me buscara...y cuando lo encuentre...esta vez no habrá errores...eso te lo aseguro- Dijo Jay sacando un colguije de su bolsillo y tomándolo con su mano derecha.
-... Espero y nuestros caminos no se crucen como enemigos...de ser así... prepárate... porque no pienso dar un paso atrás hacia mi destino...- decía el cainita volviendo su mano a la normalidad.
-Oh te equivocas mi buen compañero, yo espero verte como enemigo y espero que esta vez, abras los ojos y elijas el camino correcto...no lo olvides...Saint Gabriel...- Haciendo alusión a aquella vez que Vladik tuvo la oportunidad de elegir y eligió seguir al muchacho -Recuerda...tu decisión te llevo a perder algo amado...-
-Mi camino… ya ha sido trazado....-
- Ese es vuestro error...- Jay sonríe a la vez que llama a Juliette.
- ¿Ocurre algo?- Preguntó está un tanto confundida.
- Ah si, disculpe, ¿podría meter alimentos en una bolsa y dármela?, tengo un gran viaje que hacer y la verdad no tengo dinero para comprar comida-
-¿My lord?- Juliette solo seguía ordenes de sus amos (Vladik y Francis en estos momentos)
-Haz lo que te dice....- Le indico el Toreador a la chica viendo a Jay de reojo.
Este solo se rasca la cabeza -Gracias- Después se gira mirando a Vladik -Todos cometemos errores, pero lo que envidio de vosotros...es que tenéis toda la eternidad para enmendarlos...yo a lo mucho creo que tengo un par de años... Jay parecía seguro de su muerte en los próximos años.
-Nuestros errores no se enmiendan… Aun si es un error, estoy seguro de algo; y es que no desperdiciare la voluntad de mi Sire....-
- Bueno ese será tu camino, solo espero que estés seguro de querer seguirlo...a veces no nos damos cuenta de algo, hasta que las consecuencias se nos presentan...-
-... No he cambiado de opinión desde ese día.... no puedo fallarle a quien me adopto como hijo....-
-Por cierto, entre ustedes se conocen muy bien según entiendo... ¿conoces a un tal Filipo DiRinnari?-
En esos momentos una mirada fulminante por parte de Vladik se postro sobre Jay quien solo mantenía una actitud pausada y serena...
-Entonces...lo conoces...-
-¡¡No te atrevas a mencionar ese nombre en este lugar!!- Grito el cainita volteando furioso hacia Jay.
El lycan simplemente le mira -Lo siento pero...el es el único que parece tener el poder para ayudarme...debes de comprender que si ese niño está vivo, tú tienes la supervivencia garantizada...yo amigo mío...debo buscar toda la ayuda posible...y creo que el...- Mira el techo - Es alguien que puede ayudarme...así que dime... ¿le conoces?-
-...- Vladik hace un leve silencio, tratando de contener su furia, entonces de la nada materializa en su mano derecha de una espada de color dorado, aquella con la cual había enfrentado a DiRinnari, la espada que Sasha, le había confiado antes de su batalla final.
-¡¡My Lord!!- Gritó Juliette espantada.
-Ese bastardo tuvo la osadía de asesinar a su gente!...DiRinnari mato a mi Sire.... ¡¡otro cainita!!...solo le deje con vida por una razón....-
-Lo siento pero necesito todos los aliados que pueda tener- Respondió Jay.
-¡¡¡Monsieur por favor contrólese!!!- Gritaba la chica.
Jay, sin intimidarse por los actos del cainita, se mantenía ahí mirándolo -¿Me vas a matar?...-
Vladik se mantenía sin decir nada
-¡Monsieur Vladik!-Insistía Juliette.
-Toma tus cosas y lárgate de aquí...-
-¿Crees que matando a todo el que lo mencione vas a hacer que vuelva?, ¿crees que haciendo eso vas a honrar su memoria o algo por el estilo?...que absurdo...-
-No perderé mas de mi tiempo explicándote cosas que no entenderías.... te lo he dicho.... tu no conoces el honor de nuestra casta... no sabes nada de un cainita!!-
Se gira mirando a la señorita* -No se preocupe...no pasara nada- Después se gira mirando a Vladik -Te he preguntado...por Filipo DiRinnari...-
-... ¿Eres idiota?....¿aun crees que Saint Gabriel y Filipo hacen esto por el bien de todos?...tienen motivos ocultos al igual que ese mocoso....-
-Te pregunte...por Filipo DiRinnari...-
-Sabes dónde buscarle... esta escondido seguramente en uno de sus tantos cuarteles.... aun debe estar recuperándose de la batalla pasada...-
-Donde...eso es lo que me interesa...-
-... ¿Crees que soy un mapa?...no lo se... el único cuartel que conocía fue destruido por los hombres del mocos... ¿pero eso debes saberlo bien no?-
Jay suspira y se gira mirando a Juliette - Señorita le pido me ayude a tranquilizar a su señor, esto comienza a incomodarme-
-… No es algo que yo...- Antes de que Juliette pudiese decir algo Vladik le hizo callar con una simple mirada hacia ella.
-He respondido a tus preguntas.... ahora, toma tus cosas, y sal de aquí...-
-Espera...dijiste que podía dormir con tus sirvientes...-
-He cambiado de parecer.... ¿pretendes que sea amable cuando vienes a esta mansión y comienzas a insultar a quien te recibe?- De pronto Jay nota que la espada ha desaparecido en el aire.
Jay bosteza -Dijiste que un caballero jamás rompe una promesa, según entendí prometiste darme un lugar donde dormir...¿o acaso te retractas?- No parecía muy asombrado de lo que había sucedido -Sabes ese truco ya es viejo...el niño lo usaba a cada rato-
-Nunca prometí darte hospicio, no tergiverses mis palabras lycan... Soy el señor de esta mansión ahora… y soy yo quien decide lo que pasa o no en ella...- Vladik había tomado una actitud soberbia.
-¿Señor de la mansión?, a bueno...eso cambia un poco las cosas...pero sabes, no veo tu punto... según entiendo me dejarías dormir aquí...¿de verdad me echaras a la calle por algo tan trivial?-
-Es mi decisión...te lo diré de una manera que hasta tú la entiendas..."el perro no muerde la mano que lo alimenta"...-
Jay bosteza de nueva cuenta -Vaya y pensé que yo era el incivilizado...que decepcionante pero bueno...- Se gira para tomar la bolsa de alimento que Juliette había traído -Solo te diré algo...lo quieras o no...Filipo no tuvo la culpa de nada... en las guerras...no existe el bien ni el mal...y eso incluye...a tu Sire...-
-Te has contra decido todo este tiempo, ¿eres consciente de ello? si lo que dices es verdad...¿cómo puedes saber que tu causa o la mía son correctas?-
-Es simple...- Jay comienza a caminar y pasa a su lado* -Yo lucho por una promesa... tu...luchas por algo tan inútil... como mantener la voluntad de alguien muerto...- Jay pasa al Toreador de largo.
-Humph... y yo creí que había charlado contigo.... yo tengo una promesa también... y no es a una sola persona.... y tampoco es por mí.... en cambio tu... crees ser el "héroe en reluciente armadura" cuando no eres más que un patético idiota que creen en una causa sin bases y en una promesa momentánea a una mujer...-
Jay se gira mientras bostezaba -Lo siento creo que me distraje... ¿dijiste algo? -
Vladik simplemente sonríe -... Vaya..... Eres más patético de lo que imaginaba....- susurra -Juliette, guía al muchacho hasta la salida....-
-Como ordene Monsieur.......- la chica asiente y acompaña al lycan.
-Adiós y gracias por la comida, a por cierto cuando vea a Filipo le enviare vuestros saludos- decía siguiendo a la chica.
-Se que lo harás.....dale un mensaje de mi parte...."no morirás hasta que te arrepientas de tus acciones..."-
-Ok se lo diré, mientras...espero que se la pase bien- El lycan se gira y mirando a Juliette saca una moneda la cual le entrega -Ten es mi última moneda...te ganaste tu propina linda- Dice sonriéndole a Juliette.
-No soy camarera....- Esta le regresa la moneda -Por favor por aquí....- Indicándole el camino a Jay.
Jay guarda su moneda -O bien...entonces ya tengo la comida de todo un día- Siguiendo a Juliette.
-... Usted... conoció al joven amo en Rumania... ¿Cierto?-Preguntó Juliette.
-Algo así-
-… Sinceramente… Le pido disculpas por su actitud... pero... ¿ sabe?... el ha sufrido mucho... inclusive antes de ser un cainita....-
-Todos hemos sufrido...el sufrimiento no es una excusa...-
-Estoy al tanto de ello, aun así... el amo es una persona débil... necesita más tiempo para superar la pérdida del amo Akim...-
-Débil no es...sabes, ese tío podría matarme...ahora me alegro de que no me haya atacado...pero bueno...igualmente debo encontrar a ese sujeto llamado Filipo...en lo que a ti concierne...cuídate...una guerra se aproxima...y tu señor...estará en medio de ella...-
-Lo sé...- Juliette cierra sus ojos -Por favor cuídese....-
-No te preocupes por mi...después de todo...- Mira a la joven y sonríe -¿Y si caigo que es la vida?... por perdida ya la di- Acabando de decir esto sale corriendo del lugar con rumbo desconocido.
-… ¿Qué fue lo que en verdad ocurrió allá en Rumania Monsieur?-Se preguntaba Juliette a sus adentros. Esta, fue por demás la más extraña visita que hubiese podido tener Vladik; y por si no fuera poco también había sido una que le daría aun más en que pensar… cosas buenas… cosas malas… Jay Kross, había sobrevivido al gran poder del chico… ¿Cómo?... Era con esta pregunta que le atormentaba aún más el hecho de no haber podido regresar a Rumania.
avatar
Mio_kurosaki

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 21/02/2010
Edad : 29

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Saint Gabriel: Schwarz wie pech

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 :: ESCRITORES :: FANFIC

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.